Etiquetas

,

Si usted ha sido diagnosticado con algun tipo de diabetes, tendrá que prestar especial atención a algunos aspectos de su estilo de vida los cuales pueden (Debido a la enfermedad) tener un mayor impacto sobre su salud.

La diabetes no tiene por qué detenerlo de  llevar la vida que desea. Tampoco significa necesariamente que usted tendrá otros problemas de salud graves en el futuro.

Con un manejo cuidadoso puede asegurarse de controlar la enfermedad y no que esta lo controle a usted. Esto le permitirá mantenerse sano, activo y vivir una vida plena.

Sin tomar estas medidas, usted tiene una mayor probabilidad de tener problemas de salud, lo que podría obligarlo a cambiar su estilo de vida por completo. Programas educativos estructurados pueden enseñarle más acerca de la gestión de la diabetes.

Después del diagnóstico

Se debería de solicitar el apoyo de un grupo de profesionales especializados en el tema que le puedan explicarle y asesorarlo sobre los aspectos más importantes del manejo de su condición.

También debería aprender a controlar el nivel de glucosa en su sangre (azúcar) de forma regular, para comprender cómo esta, se ve afectada por los alimentos y el ejercicio.

Si necesita ayuda para mantener el nivel de glucosa en su sangre estable, es posible que le hayan prescrito medicamentos o inyecciones de insulina, se debe elaborar un plan para el consumo de estos y respetar el mismo lo mas que se pueda.

Para mantenerse bien, es importante administrar todos los aspectos de su tratamiento adecuadamente. Pero también es importante que tome otras medidas para ayudar a controlar la enfermedad y reducir el riesgo de otros problemas de salud.

Aprender a manejar su diabetes lleva tiempo, paciencia y esfuerzo. Usted también podría estar lidiando con emociones difíciles después del diagnóstico, como la ira, confusión o depresión.

Riesgos para la salud Diabetes

Tanto el tipo 1 y diabetes tipo 2, lo ponen en mayor riesgo de:

  • Enfermedad del corazón
  • Problemas de la circulación
  • Daño a los nervios
  • Ulceras en los pies
  • Ceguera, causada por la retinopatía diabética
  • Daño renal
  • Lesiones de la piel
  • Daño en el tejido de mama en las mujeres
  • Pérdida muscular y daños en los ligamentos y las articulaciones

Hay muchas cosas que usted puede hacer para minimizar el riesgo de estos problemas.

En primer lugar, es importante que tome su insulina y otros medicamentos correctamente.

Mantenga un peso saludable – Esto le ayudará a controlar el nivel de glucosa en su sangre, así como la presión arterial y el colesterol.

Coma una dieta balanceada y saludable que sea baja en grasas, sal y azúcar – Esto no significa que nunca se puede comer galletas o pasteles de nuevo, pero trate de comer alimentos azucarados y grasos con moderación.

No fume – Si fuma, busque apoyo para dejar el habito. Fumar aumenta el riesgo de enfermedades cardíacaas y accidentes cerebrovasculares.

Manténgase activo durante 30 minutos al día, cinco veces a la semana – Esto le ayudará a mantener un peso saludable y mantener una buena salud en general. No tiene por qué ser el gimnasio: hay un montón de otras maneras de mantenerse activo, como jugar con sus hijos, la casa, o cualquier actividad que eleve ligeramente su ritmo cardíaco.

Revise sus pies todos los días – El daño en los nervios que pueden ocurrir en la diabetes afecta más comúnmente a los pies.

Si usted tiene diabetes, debe hacerse exámenes regulares de los ojos.

Mantenga visitas periodicas a su medico – Los chequeos regulares cada tres meses son una parte importante de la gestión de su diabetes.